Sección: 

Comisión Justicia y paz de VenezuelaCaracas, Venezuela.- La Comisión de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Venezolana lamentó la inesperada muerte del concejal Fernando Albán, ocurrida el día lunes 8 de octubre mientras se encontraba privado de libertad bajo custodia del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN) y exigió "una investigación independiente, imparcial, transparente y oportuna sobre las circunstancia en que ocurrió dicho deceso".

En un comunicado titulado "Bienaventurados los que tienen hambre y sed de Justicia" (Mateo.5,6), la Comisión de Justicia y Paz Venezolana insistió en que el Estado "es el responsable de garantizar los derechos humanos de las personas privadas de libertad, entre ellos el derecho a la vida. Si una persona fuera detenida en buen estado y posteriormente, muriera, recae en el Estado la obligación de proveer una explicación satisfactoria y convincente de lo sucedido y desvirtuar las alegaciones sobre su responsabilidad, mediante elementos probatorios válidos, ya que en su condición de garante el Estado tiene tanto la responsabilidad de garantizar los derechos del individuo bajo su custodia como la de proveer la información y las pruebas relacionadas con el destino que ha tenido la persona detenida".

Así también, el episcopado de Venezuela expresó su preocupación e indignación frente a las "detenciones que están ocurriendo en el país a través de los organismos de seguridad del Estado" que en muchos casos son ilegales.

Al referirse a la detención arbitraria del Concejal del Municipio Libertador, Fernando Albán quien supuestamente se habría suicidado, los obispos expresaron sus dudas de la versión entregada por el gobierno "porque todo detenido está bajo resguardo de los órganos de seguridad del Estado quienes se hacen responsables de su integridad física".

"Como venezolanos, estamos en el derecho de reclamar justicia y de que se aclaren los hechos de esta muerte que enluta a una noble familia y a Venezuela entera", dice el comunicado de los obispos, en el que expresan su solidaridad con los familiares del concejal Fernando Albán.

Aquí el texto íntegro del comunicado de la comisión Justicia y Paz

Comunicado de la Comisión de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Venezolana ante la inesperada muerte del concejal Fernando Albán.

 "Bienaventurados los que tienen hambre y sed de Justicia “– Mateo.5,6

 La Comisión de Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal Venezolana, lamenta profundamente el fallecimiento del Concejal Fernando Albán, ocurrida el día lunes 8 de los corrientes mientras se encontraba privado de libertad bajo custodia del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN). Exigimos con base a la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y demás ordenamiento jurídico, una investigación independiente, imparcial, transparente y oportuna sobre las circunstancia en que ocurrió dicho deceso.

El Estado a través de sus instituciones de y acuerdo a la Constitución, es el responsable de garantizar los derechos humanos de las personas privadas de libertad, entre ellos el derecho a la vida. Si una persona fuera detenida en buen estado y posteriormente, muriera, recae en el Estado la obligación de proveer una explicación satisfactoria y convincente de lo sucedido y desvirtuar las alegaciones sobre su responsabilidad, mediante elementos probatorios válidos, ya que en su condición de garante el Estado tiene tanto la responsabilidad de garantizar los derechos del individuo bajo su custodia como la de proveer la información y las pruebas relacionadas con el destino que ha tenido la persona detenida.

Solicitamos

Se averigüe transparentemente la detención arbitraria, la posterior desaparición, los posibles tratos que recibió mientras estaba bajo la custodia de los funcionarios del SEBIN y la muerte del concejal Fernando Albán.

Se promueva las acciones o recursos a que hubiere lugar contra los Funcionarios Públicos que por comisión u omisión se encargaban de la vigilancia del detenido en el momento de los hechos.

Que el Estado investigue objetivamente la muerte de las personas privadas de libertad, a los fines de determinar sus causas y precisar la responsabilidad a que haya lugar.

Extendemos nuestro pésame a la familia y exhortamos a los fieles católicos y a los hombres y mujeres de buena voluntad a orar por el alma del Concejal Fernando Albán quien fuera un hombre de valores cristianos.

Es Justicia que esperamos en la Ciudad de Caracas a los 08 días del mes de Octubre de 2018.

+Mons. Roberto Lückert

Arzobispo Emérito de Coro

Presidente de la Comisión de Justicia y Paz de la CEV

Pbro. Saúl Ron Braasch

Vicario General de Justicia y Paz.

COMUNICADO DE LA PRESIDENCIA DE LA CEV ANTE LA MUERTE DEL CONCEJAL FERNANDO ALBÁN

1. Los Obispos miembros de la Presidencia de la Conferencia Episcopal Venezolana, manifestamos la preocupación e indignación, ante los hechos de detenciones que están ocurriendo en el país a través de los organismos de seguridad del Estado. Muchas de estas detenciones no tienen un abrigo legal y generan posteriormente tragedias en las familias venezolanas.

2. Los hechos ocurridos tanto en el aeropuerto de Maiquetía con la detención arbitraria del Sr. Concejal del Municipio Libertador, Fernando Albán, así como en las instalaciones del Sebín, con su "supuesto" suicido, generan profundas dudas de toda índole, porque todo detenido está bajo resguardo de los órganos de seguridad del Estado quienes se hacen responsables de su integridad física.

3. Para nadie es un secreto de las opciones de vida del Sr. Concejal Albán, de sus profundas convicciones religiosas, de su coherencia con los valores de la fe que ratifican la opción por la vida y no por la muerte, de su compromiso por los más pobres en las parroquias a las que servía.

4. Como venezolanos, estamos en el derecho de reclamar justicia y de que se aclaren los hechos de esta muerte que enluta a una noble familia y a Venezuela entera. El pueblo está cansado de la misma retórica y excusas de siempre y poco a poco va tomando conciencia que este no es el mejor camino para su desarrollo integral y su felicidad. Hechos tan lamentables como este y como otros tantos donde se derrama la sangre de venezolanos, terminan por minar la confianza del Pueblo en su anhelo de esperanza, ya que es una nueva expresión de indefensión ante un régimen excluyente.

5. Expresamos nuestra solidaridad y cercanía a los familiares del Sr. Concejal Fernando Albán, a las comunidades a las cuales representaba y atendía humanitariamente, les acompañamos en este momento de sufrimiento y en el deseo de que realmente se llegue a la verdad de lo sucedido.

Caracas, 09 de octubre de 2018

+José Luis Azuaje Ayala
Arzobispo de Maracaibo
Presidente de la CEV

+Mario Moronta Rodríguez
Obispo de San Cristóbal
1° Vicepresidente de la CEV

+Raúl Biord Castillo
Obispo de La Guaira
2° Vicepresidente de la CEV

+José Trinidad Fernández Angulo
Obispo Auxiliar de Caracas
Secretario General de la CEV

 

social_buttons

Enviar un comentario nuevo

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.