Sección: 

tentacionesGuillermo Siles Paz*.- Son nuevos tiempos y cada tiempo nos ofrece nuevas oportunidades, Hoy entramos a un tiempo tan especial para la vida llena de fe. Además saliendo del carnaval, cuando el demonio esta suelto. O como se dice: "el diablo no duerme", por eso tratamos de buscar unas nuevas acciones para enfrentarlo. Frente al mal nosotros somos los que estamos vulnerables. Hoy más que nunca necesitamos estar atentos y vigilantes.

Muchas de nuestras fiestas y en especial, los carnavales, siempre son la oportunidad para que el demonio, satanás, el diablo, hagan de las suyas, es el mal que esta suelto para seducirte, agarrarte y doblegarte.

Hoy debemos de estar atentos y vigilantes para darnos cuenta, para evitar que el gobierne nuestras acciones. Frente a esta realidad, uno debe mantenerse esperanzado, porque la fuerza de voluntad, el espíritu de lucha y capacidad de optar por lo bueno y razonable, doblegan toda acción seductora.

Este tiempo es agradable y apropiado para probar nuestras fuerzas, mirar nuestras debilidades. Dios actúa siempre a lado nuestro, no nos abandona, no nos deja solos, sino que él está siempre cerca a nosotros. Nos mira con ternura y nos pide ser también tiernos con nosotros mismos.

Qué podemos decir de las tentaciones hoy. Nuestro modelo es Jesús y qué actitud tiene él. Cómo se enfrenta al mal. Escudriñando cada día, nos damos cuenta que Jesús es nuestra referencia para dar saltos cualitativos frente al mal.

Desde el punto de vista bíblico, la tentación no sólo significa "inducir a pecar", sino también "someter a prueba" a una persona. Jesús no escapa de esta realidad que se da en todo tiempo y lugar, a pesar de su divinidad como Hijo de Dios.

En varios textos de la Biblia Dios pone a prueba a los hombres, en otras son los hombres que desafían a Dios y lo peor es cuando Satanás tienta a los hombres, incluido a Jesús.

Lo evidente es que no toda tentación o prueba son pecados, sino es un acto que nos lleva a la realidad existencial, que enfrenta todo ser humano. Por eso uno debe saber, qué hará en estas pruebas.

Si el mismo hijo de Dios ha sido tentado, con mayor razón, las personas que vivimos frecuentes tentaciones. Las tentaciones que nos presenta el evangelio de Lucas, son tal vez, las que remarcan una vivencia cotidiana. Pero el antecedente básico, es Jesús que logra enfrentarse al demonio o las tentaciones, con la Fuerza de Dios, con la fuerza del Espíritu y con la sensatez de la vida.

La falta de Pan y hambre, y las necesidades; el ser poderoso y dominar todo reinado, con solo adorar al Diablo; y desafiar a Dios poniéndole a prueba, se constituyen en las tentaciones maquiavélicas, que casualmente los vivimos a diario. Podríamos decir y con claridad que las necesidades vitales y básicas muchas veces nos han llevado a ser inclusive esclavos, sirvientes y dominados, por un pedazo de pan o por plato de frijoles somos fácilmente tentados.

Podríamos entrar más a fondo recordando que el Diablo no duerme, se pone en tu frente en tu espíritu de ambición y codicioso, para mostrarte el nuevo camino de la felicidad. El poder aparece hoy inclusivo como una energía que transforma al hombre. Que para conseguirlo no hay escrúpulos.

Finalmente manipular a Dios tentarlo, ponerle a prueba hace más miserable, al ser humano. Todos sabemos que Dios es Dios y sabemos que su fortaleza está en su amor y no en ponerle a prueba. Su poder no es para someter sino para darnos más vida y plena.

Tenemos que ser conscientes que al Satanás o al Diablo no le gustara ser vencido, así que por ahora tal vez nosotros vencemos muchas batallas, pero la fortaleza del mal, no se terminar, volverá con nuevas estrategias, con nuevas formas de seducción. Por eso nosotros debemos de entender los misterios de Dios y estar muy atentos ante el mal. El mal siempre quiere destruir los proyectos de vida, los sueños y esperanzas,

Nunca lo olvides, ¡Al mal con tu fortaleza lo has vencido, pero vuelve!.

* Guillermo Siles, OMI, es Misionero oblato y comunicador social boliviano

social_buttons

Enviar un comentario nuevo

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.